Cada quien con lo que le hace feliz

miércoles, febrero 24, 2016

Hola queridos lectores aficionados, ¿Cómo les va? A mi me va bien... tan pero tan bien que hoy soñé al chef Gordon Ramsay, es que ya lo extraño, desde el viernes FOX Life no se ve quien sabe porqué y no lo he podido ver, estoy empezando a tener síndrome de abstinencia, eso de no saber si ha podido ayudar a más personas a tener un restaurant exitoso me está matando, necesito ver su programa!!


Pero bueno.... cambiando un poco de tema hoy hablaremos de pasatiempos. Esto iba a ser mencionado en el post pasado pero como me dio flojera decidí hacer un post aparte, de todos modos a veces no se que escribir. En una ocasión, no recuerdo donde, nos preguntaron cual era nuestro pasatiempo favorito y yo dije que me gustaba el origami y de forma extraña parece que eso les causó demasiada gracia a las demás personas, ¿qué nunca habían visto alguien aficionado al origami? Además si le sumamos que comenté que mi mascota era una coneja, al poco tiempo ya me había convertido en el blanco de sus burlas tachando mis actividades de infantiles. Infantiles, ¿eh? ¿Saben lo difícil que es hacer un kusudama? Obviamente no. 

Como sea, como era de esperarse no entablé amistad con esas personas y actualmente sabrá dios que hagan de su vida, pero esa no fue la primera vez que me pasaba algo así, cuando aún estaba en la escuela, en una ocasión al salir del curso de inglés un compañero dijo lo que se decía todos los viernes: "fuga a pistear" y yo les dije que no, entonces dijo: "¿ya te vas a ir a hacer monitos de papel?" Tal vez si fui a hacer monitos de papel, tal vez hice otra cosa ¿pero eso que tiene de malo? Siempre me ha fastidiado que la gente opine sobre lo que hace uno, yo no me meto en la vida de los demás ni los juzgo por irse de borrachos todas las noches, y eso que hay cada gente que nada más hace el ridículo y puras cochinadas como vomitarse o hacerse del baño encima, eso es más digno de burlas pero es más común y socialmente aceptable que alguien que hace origami y cubecraft. 

Como cuando trabajaba en la tienda de manualidades siempre me decían que si íbamos a bailar saliendo y yo siempre les decía que no, porque no me gusta bailar y además mis compañeros me caían mal y siempre me decían que de seguro yo llegaba a mi casa y me sentaba a ver una pared blanca sin moverme, bueno... y si mi pasatiempo fuera ver una pared blanca, ¿eso en qué les afecta? Mugrosos metiches, que vivan y dejen vivir. 


You Might Also Like

4 comentarios

  1. Me parece maravillosos que tengas personalidad y que hagas lo que te guste y no lo que gusta a los demás.
    Entre mis mascotas está un conejito, llevo años teniendo conejitos y son tan buenos y adorables...
    A mis hijos les pasaba como a ti, no son de salir mucho a bailar, tienen otros gustos y al principio les costaba encontrar amigos parecidos pero con los años se fueron cruzando con personas parecidas.
    Me encanta el origami, se me da fatal pero es precioso y no es infantil.
    Un besito y tienes mucha personalidad y eso es muy bueno.

    ResponderEliminar
  2. Curiosamente hace poco que he empezado a leer fullmetal y mira por dónde me he encontrado con tu blog. Pronto subiré una reseña de los tomos y te contaré impresiones¡¡ desde ya te sigo y me quedo por aquí¡¡ si te apetece nos leemos¡¡

    ResponderEliminar
  3. Desde que era pequeña he tenido que soportar las burlas de mis compañeros de clase por no tener los mismos pasatiempos que ellos. La verdad, no sé qué ven de malo en que una persona prefiera ver anime o leer un libro antes que salir de discotecas, como era mi caso. El mundo debería aprender a que hacer cosas fuera de lo "normal" no es motivo de burla.

    ResponderEliminar
  4. Pues muy cierto es. Mientras uno no haga daño a nadie con sus aficiones no sé por qué hay que andar criticando. Qué metijosos somos. Besotes!!!!

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.